Sueños V

Sudaba, jadeaba y trataba de contener mi euforia,

me resultaba imposible parar;

era como si aquel interminable laberinto alimentara mi frenesí,

entre más intentos hacía por detenerme,

menos podía hacerlo.

Linea recta, vuelta a la derecha, vuelta a la izquierda,

subo, bajo, línea recta, vuelta a la izquierda, vuelta a la derecha,

escaleras, túnel… interminable,

y entonces, sin que pueda evitarlo,

despierto.

Anuncios

One Comment

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s