¿Por qué madre..?

No me enseñaste madre

que una mujer se queda en casa

callada y hermosa.

 

Nunca me dijiste

que debía pintar mis labios

para lograr que me escucharan.

 

Jamás te preocupó

hacer de mí una dama

con las piernas cerradas

y los ojos sumisos.

 

¿Por qué no me advertiste

que para ser aceptada

tenía que callarme?

 

No me explicaste las diferencias:

Que la femineidad

significa vestir para ellos

y nos buscar la plenitud desde mis ovarios;

darle placer a ellos

sin que importe el mío;

sacrificar mis gustos y deseos

para ser objeto de los de él;

reirme de sus bromas

a costa de mi honor e inteligencia.

 

¿Por qué madre,

no me preparaste

para ser “mujer” y no persona?

 

¿Por qué nunca me dijiste

cómo verme linda?

 

Nunca me mostraste los trucos básicos:

Humedecer mis labios pero tenerlos cerrados,

jugar con mi cabello y usarlo como “arma”,

contonear mi cadera para provocar,

guiñar los ojos en señal de complicidad,

agitar mis pestañas como una coquetería…

 

¿Por qué madre,

me educaste como persona

y no como “mujer”?

 

¿Por qué me hiciste creer

que lo importante no es mi sexo

sino mi capacidad?

 

¿Por qué no me dijiste

que no importaba si estudiaba,

al fin podía casarme

para que alguien trabajara por mí?

 

Ahora ya no sé

cómo ser diferente,

ahora ya no puedo esperar

que alguien me defienda,

que alguien me cuide,

que alguien de la cara por mí…

y todo, por culpa tuya, madre.

Anuncios

4 Comments

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s